Home / Noticias / Medio Ambiente / Una nueva consecuencia del deshielo ártico: alteración del clima en el ecuador

Una nueva consecuencia del deshielo ártico: alteración del clima en el ecuador

El rápido descenso del hielo marino ártico durante las dos últimas décadas ha llevado a los científicos a estudiar cómo ese deshielo influye en el resto del planeta, y ahora una nueva investigación sugiere que los efectos pueden extenderse hasta los trópicos.

Entre los patrones que se originan en estas aguas tropicales se incluyen los fenómenos de El Niño y La Niña, que moldean el tiempo que experimenta cada continente, que significa – si el estudio está en lo correcto -, que la pérdida de hielo podría tener ramificaciones globales.

A medida que el hielo polar disminuye, como lleva haciendo desde hace 20 años, quedan expuestas al sol áreas más grandes de agua marina durante periodos de tiempo más largos. La luz solar que el hielo marino rebotaría al espacio exterior (hasta el 80 por ciento del calor), ahora es absorbido por el agua de deshielo oscura.

Charles Kennel, físico y antiguo director del Instituto Scripps de Oceanografía de la Universidad de San Diego, dice que hay una fuerte evidencia de que ese deshielo produce una cadena de eventos que envía aire frío hacia el ecuador a través de la atmósfera superior, creando una columna ascendente de aire que viaja verticalmente hasta el límite de la troposfera y la estratosfera donde, al no tener ningún lugar a donde ir, va siendo empujado gradualmente hacia el sur, fluyendo a través de latitudes medias y hacia el ecuador.

El estudio, publicado en la revista Proceedings of the Natural Academy of Sciences, detectó un patrón que relaciona el descenso del hielo marino desde finales de la década de 1990 con una intensificación de los vientos alisios (aquellos vientos superficiales que soplan entre los trópicos) y la frecuencia de eventos El Niño, entre otros.

La nueva investigación revela que los eventos El Niño que se forman en el Pacífico Central empezaron a ser más frecuentes en el mismo momento en que la extensión del hielo marino ártico empezó su precipitado descenso.

Jennifer Francis, investigadora climática del Centro Woods Hole de Investigación que no ha participado en el estudio, dice que los resultados se añaden al “creciente grupo de evidencias que sugieren que la influencia de la pérdida de hielo marino ártico en los sistemas de viento de gran escala van más allá de lo que se pensaba, más allá de latitudes medias.

Hay un enérgico debate entre los climatólogos en cuanto a identificar relaciones entre la pérdida del hielo marino ártico y cambios específicos en patrones meteorológicos que se hallan muy alejados. Y no todo el mundo está de acuerdo en que los resultados de este estudio sean concluyentes. Pero concretamente en el contexto de otros estudios recientes, la nueva investigación ofrece más pruebas de que el descenso del hielo marino ártico desencadena una cadena de eventos que afecta a los vientos del Pacífico tropical y a las temperaturas de la superficie del agua.

Es difícil imaginar que el rápido descenso del hielo marino – el escudo polar que hace rebotar la luz solar al espacio exterior – no pueda cambiar los patrones meteorológicos en otras regiones, dice Kennel, coautor del estudio.

Check Also

La Antártida alcanza una nueva temperatura récord de más de 20ºC

El domingo pasado la Antártida registró temperaturas de más de 20ºC por primera vez en …