Home / Noticias / Medio Ambiente / El Mar Muerto se está muriendo literalmente

El Mar Muerto se está muriendo literalmente

El Mar Muerto está enclavado en el corazón de la fosa tectónica siria-africana, limitado por los territorios jordano, israelí y palestino. Su superficie a 1.407 pies por debajo del nivel del mar lo convierte en el punto más bajo del planeta.

Mide 30 millas de largo y hasta 9 de ancho. Es una de las mayores maravillas naturales del planeta y una de las masas de agua más saladas, hasta 10 veces más sal que el océano, incluido magnesio, potasio, cloruro de calcio y bromuro.

Se llama Mar Muerto porque los niveles de sal no permiten que la vida marina prospere en sus aguas, aunque hay fauna salvaje única entorno al lago, incluidos leopardos, íbices y damanes, especies amenazadas, según un informe de Christian Science Monitor. Los humedales alrededor del Mar Muerto proporcionan importantes zonas de reproducción para un enorme número de aves migratorias que viajan de Europa a África cada año.

Pero en las últimas décadas el mar ha sufrido un rápido deterioro, sufriendo una reducción de cerca de 3 pies al año, lo que significa que este gran lago salado podría desaparecer pronto.

El grupo ecologista EcoPeace Middle East sospecha que la actividad humana es la culpable de esta debacle.

El Mar Muerto necesita agua de fuentes circundantes tales como la cuenca del Río Jordán. Sin embargo, en la década de 1960, se desvió una de las fuentes de agua de las que dependía el mar. Israel, por ejemplo, construyó un canal para poder abastecer de agua a todo el país.

EcoPeace señala que el turismo excesivo también ha tenido repercusiones adversas en el Mar Muerto, amenazando los recursos hídricos con la reciente construcción de instalaciones urbanas, centros comerciales y parques acuáticos que bloquean la pequeña entrada de agua de las que depende. Las aguas residuales han reemplazado el agua que no llega. 

A lo largo de los años los humanos hemos descubierto que el Mar Muerto tiene muchos poderes curativos. Por ejemplo, se cree que trata enfermedades de la piel, corazón y pulmones, lo que convierte a este mar en un reclamo para la gente que viaja específicamente a oriente medio como terapia.

“Se prevé que aumente el vertido de aguas residuales al Mar Muerto procedente de todas estas áreas circundantes, entre 500 millones de pies cúbicos a los 1.200 y 1700 pies cúbicos.”

Las industrias de extracción de minerales son una de las principales razones de la disminución de los niveles del agua, señalan los expertos. Los minerales del Mar Muerto han sido alabados por sus propiedades terapéuticas y pueden hallarse a menudo en cosmética y otros productos para el consumidor. Y luego, por supuesto, está el clima cálido y seco, que dificulta al lago reponerse por sí mismo.

El grupo medioambiental señala que limitar el desarrollo turístico y llevar una mejor gestión del agua podría ayudar a preservar el lago. Limitar la extracción minera también podría jugar un importante papel en este proceso.

“Mientras gran parte de esta agua la usan los israelís, jordanos y palestinos para consumo doméstico básico, la mayoría va destinada a una agricultura subvencionada e ineficiente.”

Según EcoPeace, el Mar Muerto ha sufrido un descenso de más de 80 pies desde principios de siglo, cuando empezó el desarrollo en el área.

“La propuesta de construir hoteles a lo largo del litoral central del Mar Muerto supone una grave amenaza para los recursos naturales y culturales de esta área ecológicamente sensible.”

El mar necesita una inyección de 160 mil millones de galones de agua anuales para mantener su actual tamaño pero solo recibe un 10 por ciento.

El año pasado los gobiernos jordanos e israelí firmaron un acuerdo para reponer la salmuera del Mar Muerto y el Mar Rojo. También estudian aumentar la entrada de agua del Río Jordán.

Check Also

Los inviernos más cálidos están cambiando la composición del agua del mar Negro

Según una nueva investigación, los inviernos más cálidos están empezando a alterar la estructura del …